viernes, 9 de febrero de 2007

Ánimos, Don't Look Back & Tak Boleh

1. Después de varios días sin escribir nada (ya veis que no soy nada disciplinada) ya que he estado a tope preparando una visita ministerial, hoy mi amigo Julián me ha dicho que le encantan mis blogs y que se los ha leído prácticamente enteros (de verdad Julián?). Ésto me ha dado un empujón para ponerme en marcha de nuevo y cuando me he metido en el blog también he visto que Marcores me ha dejado un mensaje. Gracias... sois geniales!

2. Hoy hemos ido a ver una obra de teatro que hemos organizado por medio del trabajo que se llama Don't Look Back, por la compañía de teatro de Brighton DreamThinkSpeak. La obra se basa en el mito griego de Orfeo y Eurídice - aquí en Kuala Lumpur la producción estaba ambientada en un antiguo hotel de lujo ahora abandonado, El Majestic, un edificio colonial precioso pero algo "tenebroso" ya que lleva abandonado hace años. La escenificación se desarrolla a través de los pasillos y habitaciones del hotel, que tiene unos tres o cuatro pisos. La representación la vives a través de un recorrido, en grupos de tres, por todos estos pasillos y habitaciones. A lo largo de la visita, que dura unos 45 minutos más o menos, vives como un viaje al subconsciente, ya que la representación simbpoliza el paso de la vida a la muerte, la representación del más allá, con un número de símbolos oníricos que te transportan a lo largo de todo el recorrido. Ha sido genial, además que, antes de traer esta producción, yo no tenía ni idea de que este edificio existía. La verdad es que ha sido muy original.

3. Bueno... y después del teatro, las risas! Hemos ido a cenar al Chinatown, cerca de Petaling Street, a uno de los restaurantes chinos que hay al lado del mercadillo donde venden todos los Rolex y Guccis falsos. Como dice Virginia, una amiga de aquí, pasearte por Petaling Street una noche cualquiera, siempre te da la sensación que de repente estás de vacaciones. Y tiene razón. Te sientas a cenar en medio del bullicio y por momentos te olvidas de las rutinas de cada día. La risa ha sido cuando hemos empezado a traducir expresiones típicas del castellano literalmente al inglés o al malayo. Por ejemplo, Julian siempre dice "no puedo!" cuando algo le pone de los nervios. La traducción literal al malayo es "tak boleh", pero claro, en malayo no tiene la misma connotación y suena gracioso. Hemos empezado a decir chorradas (a mis amigos Marisa y Alex también les encanta jugar a esto!) como "no me vengas con cuentos!" - "don't come to me with tales!", o "eres la pera" - "you are the pear". Una chorrada, ya lo sé, pero no podíamos parar de reír a carcajadas. Hemos decidido que abriré una sección en el blog de Su Xiao Zhen donde recopilaremos más expresiones de éstas... o sea que al tanto!

1 comentario:

  1. Pues que bien explicas tu las cosas, la verdad es que yo ni me entere del significado profundo del teatro que fuimos a ver, para mi era como un dia en la vida de un malayo : durmiendo en el trabajo, dandote direcciones equivocadas y con caretos de espanto; ahora me doy cuenta que se trataba de otra cosa..que decepcion

    ResponderEliminar

Muchas gracias por pasarte por "Tres Cosas Hermosas" y dejarnos un comentario!